Arcángel Uriel salmo 70: de las causas urgentes

Arcángel Uriel salmo 70

Los siete arcángeles que se encuentra frente al trono de Dios, como Miguel, Gabriel o Remiel, son espíritus poderosos que interceden por nosotros y nos ayudan a seguir el camino de Dios. El primero de estos siete es Uriel.

Este también es conocido bajo seudónimos como Nuriel, Uryan, Jeremiel, Vretil, Suriel, entre otros. Pero el más usado para referirse al primer arcángel es Uriel. El cual significa El fuego de Dios o La luz de Dios. Esto hace referencia los atributos propios de este poderoso arcángel: el fuego y un pergamino.

El fuego que Uriel porta en su mano derecha es sinónimo de la iluminación, Esta llama representa la fuerza del espíritu de la vida. Con ella busca iluminar la conciencia de todas las personas, pues es el fuego de Dios, el fuego de la verdad. Asimismo, el fuego de Uriel es un símbolo que refleja la transformación y la erradicación del mal.

Por otra parte, el pergamino que suele acompañar este arcángel (no en todas sus representaciones aparece con él) se vincula con el papel de Uriel en los cielos. Pues este es el encargado de registrar los actos, sentimientos y hasta pensamientos de las personas. Uriel es el primer arcángel de Dios y también funge como sus ojos para registrar los actos de los mortales.

Oración al arcángel Uriel: salmo 70

Arcángel Uriel salmo 70

Seguir el camino de Dios es tarea ardua y compleja. Muchas veces tenemos tentaciones y dudas en nuestra vida que nos hacen cuestionar nuestra fe y actos. Uriel como espíritu de iluminación, verdad y destrucción del mal es el arcángel ideal para elevar una oración cuando nuestro camino esté nublado.

Te dejamos una oración al arcángel Uriel del salmo 70. La cual, como su nombre lo dice, nos guiará en la adversidad cuando tengamos causas urgentes que nos abrumen.

Arcángel Uriel, tú que eres un mensajero

de Dios, conoces mis acciones, ya que

sabes lo que me está afectando,

me siento débil y con la fe quebrantada.

Amo a Dios sobre todas las cosas

y necesito que mi nombre esté en

el libro de la vida, no permitas que

flaquee; ilumíname con tu luz.

Dame la luz y el entendimiento necesario

para esclarecer mi mente y así tomar

las mejores decisiones,

necesito ilumines mi alma,

mente y corazón, desterrando las

tinieblas de mi camino

Que el espíritu santo se posesione de mi

para que mis pensamientos y

palabras sean agradables a Dios,

con tu fuego sagrado limpia mi mente,

alejando la negatividad,

la incertidumbre, la depresión, el estrés.

Que mi fe sea aumentada para

alcanzar la paciencia de Job

y poder transmitir mi paz,

libra tú mis batallas, que mis enemigos

entren en confusión y ninguna

componenda en mi contra prospere.

Necesito tu ayuda en este trance,

que la venganza no sea mía sino tuya,

abre los ojos de aquellos que me asechan

para que vean su error y aprecien la justicia

Que enaltezcan tu nombre porque eres

justo y bueno, cuida a quienes te

aman, líbralos de la afrenta,

peligros, asedios, emboscadas y amenazas.

Tu mi Dios todopoderoso, sé que me amas

porque eres amor, enviaste a tu hijo a

entregar su vida por nuestra salvación,

envías a tus ángeles para que me guíen,

tomándome de la mano para que

mi pie no tropiece en piedra.

Por eso pido la intercesión del arcángel

Uriel, creo infinitamente en tu promesa

padre celestial, que no nos

desamparas ante las adversidades.

Por eso, decreto que ya triunfé

sobre todos los que me adversan

que mi espíritu, alma, cuerpo y mente

sean sanados de cualquier herida,

además, que no alberguen sentimientos

de odio, ira, ni prejuicios.

Quita toda carga que perturbe mi

crecimiento espiritual como mensajero

de Dios, eres mi guía, mi fortaleza,

que con cada inspiración, mi cuerpo

se llene de tu luz y que pueda irradiarla

a quienes están a mi alrededor.

Agradezco todos los dones y obsequios

recibidos: La vida, la salud, la inteligencia,

asimismo, la familia, los amigos,

el trabajo, la vivienda, el estudio.

Bendito Arcángel Uriel, protégeme

con tu luz naranja, allana el camino para

limpiarlo de todo temor, además,

que pueda tener para llegar sin tropiezos

y obtener todas las bendiciones y

abundancia que Dios tiene para mí.

Infinitas gracias por las bendiciones,

alegría y sabiduría, permite que

pueda darle el mejor uso,

para beneficio propio y de quienes me rodean.

Amén.

Uriel: historia y bondades

En el cristianismo antiguo, Uriel era venerado junto con sus hermanos Gabriel, Rafael y Miguel. Durante un período largo, el Papa Zacarías prohibió el nombre del arcángel Uriel, así como también ordenó destruir muchas de sus imágenes en las iglesias romanas.

No obstante, hoy en día Uriel sigue presente en muchas mentes y corazones de los más adeptos. Por otro lado, la Iglesia Ortodoxa Oriental aún venera a Uriel. Al igual que a sus hermanos, a este se le conmemora en la Synaxis del arcángel Miguel y los otros poderes.

Gracias a sus atributos, el arcángel Uriel es muy buscado para alcanzar sus bondades y virtudes principales: la sabiduría y verdad. El primer arcángel de Dios es predilecto entre líderes espirituales, maestros, filósofos y sacerdotes. Es un guía espiritual y líder de los ángeles guardianes de Dios.

El arcángel Uriel vela por el camino recto de la humanidad y la obtención de la verdad. Con su llama puede encender el deseo de servir a Dios; despertar la conciencia y el buen hacer del hombre para alcanzar la paz y voluntad del señor.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir